martes, 23 de agosto de 2016

LA CONSTITUCIÓN del 49 y... ¿QUÉ ES SER PERONISTA?





En estos días donde la claudicación de toda una dirigencia se ha vuelto más evidente que nunca, donde la traición a los intereses del pueblo está por dar su zarpazo mayor, mayor aún que el de votar las leyes de buitres, jueces, lavado y demás... y que es la votación de la Boleta Unica Electrónica, se impone reflexionar:

El interes de ambas partes, sectores del FPV y CAMBIEMOS, confluye. Seguramente veremos cuántos integrantes de la supuesta oposición votarán a favor, para que este sistema, rechazado inclusive en Alemania, permita correr con un teclazo los votos para donde se quiera, cosa a negociar a futuro, un futuro en el que dos facciones se repartan el gobierno. Resurge entonces la necesidad de formular la pregunta tan difícil de tratar de definir, sin cuya definición, el panquequismo seguirá indefinidamente, ya que no hay marco referencial alguno para encuadrar a cualquiera que se dice peronista, pero:

¿QUÉ ES SER PERONISTA?

En notas anteriores comenzamos con esta discusión, señalando el:
3.3.2016 en la nota: LA CONSTITUCIÓN del 49 y... Las Inundaciones

¿de nuevo sin dirigentes?
¿de nuevo que se vayan todos?
¿de nuevo a reconstruir como si nada tuviésemos?
¿un volver a empezar infinito?
Y la insoportable estupidez de las declaraciones “hay que dar tiempo al nuevo gobierno”, “queremos que al gobierno le vaya bien por el bien de todos”.

¿Cuándo entramos en esta ceguera? ¿cuándo nos volvimos meros repetidores de estúpidas frases hechas?

Porque sabemos, que si a este gobierno le va bien el modelo de país chico, sin esperanzas de patria, habrá triunfado.

Lo menos que pedimos es que supuestos amigos, no nos ofendan, que ya sabemos que con este modelo eliminaron al Originario, que con él mataron a la peonada en la Patagonia, que la Semana Trágica la comandaron ellos, que bombardearon Plaza de Mayo, que desaparecieron un país, y porque sabemos y no lo aceptamos, que son los mismos a quienes habita un monstruoso código genético, que no dudarán en volver a sus orígenes para aplicarlo una vez más.

 Y en la nota del 3 de Abril: LOS VOTOS Y SUS CIRCUNSTANCIAS decíamos:

“”PODEMOS DESCONOCER QUE… una persona como bossio, hoy votara en contra de lo que votó ayer?, ¿era, es posible que lo desconociera?, tenemos montones de bossios, nos sobran pichettos, solo hay que dejarlos jugar en sus hechos, y sus hechos son los votos, NO las declaraciones inflamadas de patrioterismo que regalan de tanto en tanto “”. Hoy podemos agregar a la galeria un nombre de prosapia, uno en el cual nunca creimos: Abal Medina.

Entonces: ¿QUÉ ES EL PERONISMO? ¿Qué es ser peronista?

Son muchas las definiciones al respecto, incluso algunas folklóricas, mencionemos algunas a estas alturas un poco vergonzantes:
Es un movimiento
Es un sentimiento
Es la estampita de Evita
Son los domingos de ravioles con la vieja

Ejemplo (consignas) de esto es que ante preguntas sobre cómo se ubica el peronismo en el ámbito internacional o bien respecto a la propiedad privada u otros muchos temas, las respuestas suele ser tan elusivas como las aproximaciones que comentamos antes.

Sobre esta indefinición permanente vamos a tratar de aportar cuestiones de mayor anclaje con la realidad, para entender un modelo de desarrollo que mantiene su total vigencia a más de 70 años de vida.

Un anclaje que permite la elaboración de cada uno sobre una raíz común, dado por todo lo que conforma la

LA CONSTITUCIÓN NACIONAL DE 1949

Brillante elaboración ideológica de los mejores hombres del peronismo de entonces. Todo esto en el afán de establecer un marco conceptual común y Obtener un saldo Organizativo de todos y para cada uno.

Para acotar el campo partimos entonces de una conclusión:

DURANTE LA HISTORIA ARGENTINA HUBO SOLO DOS MODELOS DE DESARROLLO

1. EL OLIGÁRQUICO, o como se le llame, conservador, gorila, de derecha, liberal, neoliberal...

2. EL PERONISTA, cuya mayor definición se encuentra en LA CONSTITUCIÓN DEL 49, donde vamos a encontrar precisiones sobre economía, salud, vivienda, política internacional, derechos humanos y más, mucho más, dentro de una concepción humanista inclusiva. 

Quién está dispuesto a llevar adelante estas ideas, ES O NO PERONISTA.

De otra manera el cuadro es lo suficientemente ambiguo como para que todo el que declare ser peronista lo sea, luego llegará el panquequismo de rigor.

Aplicando este cuadro conceptual pronto sabremos donde se ubica el actual gobierno sin poner en él mismo expectativa alguna, ya que conocemos cuales son sus concepciones políticas, la ética, la estética subyacente al modelo al que pertenece, y también sabremos quién es o no peronista más allá de sus declaraciones

CUADRO INICIAL

El Peronismo parte de un anclaje histórico a favor del pueblo que ningún otro modelo tiene en su haber, por eso su principios mantienen una vigencia más allá de los brutales ataques a que fue sometido, incluido el mayor acto de terrorismo de nuestra historia cual fue El Bombardeo de Plaza de Mayo, las proscripciones, la persecuciones por decadas.

De ahí que un peronista vuelve, en épocas de confusión como la actual, a las fuentes donde sabemos que tenemos una patria que sabe que hay otra forma, otro modelo, que supo armarse con los mejores pensadores que hemos tenido, que sabían anclar cada una de sus propuestas en una realidad que pretendía el respeto por otro desarrollo armónico para la patria, que se imaginaba constituida con el trabajo, la salud, la vivienda, los recursos en función de todos, y que en La Constitución expresaba en uno de sus más bellos párrafos...


« La propiedad privada tiene una función social y, en consecuencia, estará sometida a las obligaciones que establezca la ley con fines de bien común. Incumbe al Estado fiscalizar la distribución y la utilización del campo o intervenir con el objeto de desarrollar e incrementar su rendimiento en interés de la comunidad...»


Entonces como inicio tomamos por su enorme vigencia en estos días los artículos 38 – 39 y 40 que remiten a algo hoy dominante: LA ECONOMIA, estudiada ésta desde la contundencia de los alcances de la propiedad privada.



Capítulo IV

La función social de la propiedad, el capital y la actividad económica

Art. 38 - La propiedad privada tiene una función social y, en consecuencia, estará sometida a las obligaciones que establezca la ley con fines de bien común. Incumbe al Estado fiscalizar la distribución y la utilización del campo o intervenir con el objeto de desarrollar e incrementar su rendimiento en interés de la comunidad, y procurar a cada labriego o familia labriega la posibilidad de convertirse en propietario de la tierra que cultiva. La expropiación por causa de utilidad pública o interés general debe ser calificada por ley y previamente indemnizada. Sólo el Congreso impone las contri-buciones que se expresan en el artículo 4°. Todo autor o inventor es propietario exclusivo de su obra, invención o descubrimiento por el término que le acuerda la ley. La confiscación de bienes queda abolida para siempre de la legislación argentina. Ningún cuerpo armado puede hacer requisiciones ni exigir auxilios de ninguna especie en tiempo de paz.

Art. 39 - El capital debe estar al servicio de la economía nacional y tener como principal objeto el bienestar social. Sus diversas formas de explotación no pueden contrariar los fines de beneficio común del pueblo argentino.

Art. 40 - La organización de la riqueza y su explotación tienen por fin el bienestar del pueblo, dentro de un orden económico conforme a los principios de la justicia social. El Estado, mediante una ley, podrá intervenir en la economía y monopolizar determinada actividad, en salvaguardia de los intereses generales y dentro de los límites fijados por los derechos fundamentales asegurados en esta Constitución. Salvo la importación y exportación, que estarán a cargo del Estado, de acuerdo con las limitaciones y el régimen que se determine por ley, toda actividad económica se organizará conforme a la libre iniciativa privada, siempre que no tenga por fin ostensible o encubierto dominar los mercados nacionales, eliminar la competencia o aumentar usurariamente los beneficios.

Los minerales, las caídas de agua, los yacimientos de petróleo, de carbón y de gas, y las demás fuentes naturales de energía, con excepción de los vegetales, son propiedad imprescriptibles e inalienables de la Nación, con la correspondiente participación en su producto que se convendrá con las provincias.

Los servicios públicos pertenecen originariamente al Estado, y bajo ningún concepto podrán ser enajenados o concedidos para su explotación. Los que se hallaran en poder de particulares serán transferidos al Estado, mediante compra o expropiación con indemnización previa, cuando una ley nacional lo determine.

El precio por la expropiación de empresas concesionarios de servicios públicos será el del costo de origen de los bienes afectados a la explotación, menos las sumas que se hubieren amortizado durante el lapso cumplido desde el otorgamiento de la concesión y los excedentes sobre una ganancia razonable que serán considerados también como reintegración del capital invertido.




lea...


HACIA UNA NUEVA CONSTITUCIÓN NACIONAL




notas relacionadas...


La CONSTITUCIÓN del 49... y las INUNDACIONES


La CONSTITUCIÓN del 49... y la Venta de la CABA


LA TRAMPA ELECTRÓNICA


La CONSTITUCIÓN del 49... y la Venta de la CABA (parte II)


LOS VOTOS Y SUS CIRCUNSTANCIAS




2 comentarios:

  1. Pero frente a la potencia de la Derecha en el gobierno, con las corporaciones al comando del barco, que otra cosa hacer más que juntar voluntades en forma heterogénea, y quizás haga falta amuchar a Massa, Moyano y otros capitostes para vener a Macri.
    saludos
    Juan, el bueno de mataderos.

    ResponderEliminar
  2. Juan, es como cantar ...a volver,a volver,vamos a volver...., la pregunta es para qué, ¿para repetir lo ocurrido?, como dice la nota "para un volver a empezar infinito", ¿sin que nada quede?, ¿sin que podamos anclar nuestros hechos como para que no haya retornos a las cavernas en cualquier momento ?, esa repetición nos volvera a ocurrir si persistimos con los bossios, abal medina, pichettos, ganaremos elecciones temporales para en poco tiempo estar como ahora

    Necesitamos hechos incorporados a nuestra conciencia colectiva sobre economia, salud, vivienda, transporte, dentro de un marco de no retorno a un capitalismo perimido, donde solo nos queda volver a ser colonia como lo estamos viviendo hoy.

    J.P. Viel

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...